lunes 19 de octubre, 2020
E P RODUCTOR  P ORCINO
QUÉ IMPORTANCIA TIENEN LOS DATOS EN SU PRODUCCIÓN
Publicado: 31/07/2020 a las 05:35 pm

Un artículo del médico veterinario Eugenio Valette, de la empresa PigStats, recorre uno a uno los motivos por los cuales la recolección y gestión de datos son cruciales para alcanzar la eficiencia productiva en una granja.

¿Qué importancia tienen los datos en su producción? Es una de las primeras preguntas que hago al tomar contacto con un productor, luego de consultar por el precio del capón, la soja y el maíz.

Los datos son una suma de tiempo y dedicación por parte de todos los colaboradores dentro de una organización productiva.

Cómo muchas veces se dice “Lo que no se mide no se puede mejorar”. Yo creo en la mejora continua, que es posible sí y sólo sí todos los actores de esta película, estamos convencidos.

“Si los datos no son fiables, no sirven”. Otra frase hecha. A lo que les respondo “si hay datos, hay de dónde arrancar para mejorar”. Siempre pensamos que, si el encargado de atender partos no anota todo, es malo y no sirve. Por lo tanto, nos fanatizamos con planillas kilométricas y le exigimos que complete todo, atienda el parto, alimente a las cerdas, pese todas las camadas, aplique hierro, etc. Del mismo modo lo felicitamos cuando completa la planilla y nosotros los asesores nos encerramos con el dueño o gerente de la granja, en la oficina, para mostrarle lo bien que hace su trabajo y que con esos datos resolveremos todo. Dándole un mensaje claro de que los datos los completa el operario, pero los mira el dueño. O sea que completa datos para el dueño o el asesor.

Si pensamos en los procesos sostenibles en el tiempo, lo que ocurre comúnmente si trabajamos con esta dinámica, es que el operario cumple con el pedido durante un período corto y a partir de las siguientes comienza a fallar en el relleno de los datos. Al cabo de un período más corto que la gestación de una cerda, volvemos a pensar que “Pepito” no trabaja bien.

Este ejemplo es sencillo pero muy común.

Entonces, ¿Qué se propone?

Para la mejora continua es clave involucrar al ejecutor de la tarea y que comprenda por qué es necesario que rellene esa planilla (que sugerimos no sea extensa), y aún más importante es, luego del análisis de los datos, devolverle en un tiempo considerable, los resultados de su trabajo. En un lenguaje comprensible y aplicable a la tarea que realiza día a día.

Por otra parte, a los mandos medios, o encargados, quienes reciben tirones de todos lados, también es importante participarlos en la toma y análisis de datos, para que ellos puedan motivar a su grupo de trabajo una vez que se devuelvan los resultados del proceso analítico.

En cuanto al manejo de los datos, “el encargado” siempre es el jugador más importante, porque administra los recursos en nombre de la empresa y debe lograr que su equipo mejore día a día y además procurar que se reponga ante situaciones adversas que nos plantea la dinámica de la granja.

Volviendo a la importancia de los datos, los que más deberían involucrarse son los dueños o gerentes. Es desde allí donde se plantean las mejoras a largo plazo y se van diseñando los nuevos planes. Son los que realmente conocen las finanzas y hasta dónde se puede o no soñar con la granja modelo.

Es en este sentido que los datos involucran a todos los estratos de la producción y es por ello que, cuando están, hay que utilizarlos y analizarlos en el contexto de esa empresa.

Otro error muy común es “caer” en los análisis comparativos o benchmarking que circulan en los diferentes grupos de productores, casas de genética, empresas de software, etc.  Pensando que si no obtengo 36 lechones destetados/hembra/año soy ineficiente.

Para poder compararme, debo conocer qué hago yo y que hace el que ganó el cerdo de oro. Porque los análisis comparativos sirven y mucho, pero si me quedo en ver las presentaciones sin hacer una mirada crítica interna, no sirve de nada llenar planillas y enviarlas al concurso. Y luego ver y entender lo que hacen los mejores, para dentro de mis posibilidades utilizar esas herramientas de manejo (0 costo) que realizan para que el trabajo sea cada vez mejor. Si he llegado hasta aquí, debe ser mi piedra basal para alcanzar algo mejor el próximo período.

La inconstancia en los resultados es muy común cuando sólo evaluamos las medias, los promedios, pero sinceramente es un error que los asesores hemos transmitido durante años a las granjas.

En particular trabajo analizando datos de calidad, para brindarle al cliente las mejores alternativas (cuando hay más de una) para transitar la experiencia de la mejora continua. En mi consultora trabajamos muchas veces con la ayuda de asesores externos en diferentes áreas, para conformar equipos multidisciplinarios en dónde cada uno aporta soluciones a los problemas, que luego son presentadas en cada estrato productivo para lograr el cambio y la mejora.

Hoy existen infinitas herramientas para analizar los datos productivos de la granja, aunque en muchos casos el mundo termina en “el sistema de gestión”. En mi caso además utilizo: programas de estadística, planillas de cálculos y herramientas de Business Intelligence, que permiten ordenar una gran y variada cantidad de datos, compendiados y no siempre relacionados, para que se visualicen de forma clara y rápida.

Es muy necesario que los datos vuelvan a la granja ordenados y claros, pero mucho más importante es que vuelvan rápido, para poder tomar las mejores decisiones.

Luego que los datos están visibles y presentados, viene lo más complicado que es que den respuesta a las necesidades productivas de la granja. Ahora comienza el gran desafío de uno como asesor en producción. Cambiar y mejorar los procesos es, desde mi punto de vista, el objetivo máximo.

Los procesos productivos son el enlace sistemático y estable, de las diferentes áreas dentro de una granja. Además de los ya clásicos 4 factores de la producción, deberíamos incluir: a. Abastecimiento y manejo de las materias primas, b. Gestión de recursos Humanos, c. Mantenimiento de las instalaciones, c. Evolución genética, Integración o no de la cadena productiva en puntos de venta, d.  Integraciones entre productores y d. Herramientas financieras o de mercados.

Todos estos aspectos son eslabones que siempre ponen en duda la capacidad productiva de las granjas tipo en Argentina. Muy pocos productores se incluyen en la categoría de administradores de recursos y piensan que son parte de una cadena, olvidan desmembrar su propia estructura.

Entonces ¿Qué importancia tienen los datos en la producción?

Para despejar esta pregunta ahora podemos ubicarnos desde otro ángulo. En conclusión, estamos en condiciones de afirmar que:

  • Los datos no son de nadie en particular sino de la granja y que, mientras más transparentes sean y más se compartan con el equipo de trabajo, mejores resultados tendremos.
  • Los datos en sí mismos son números que, comparados con otros, sirven para mejorar internamente.
  • Recopilar datos de medias productivas nos acercan al problema, pero no lo resuelven.
  • Integrar datos con realidad y expectativa será clave en el futuro de la producción porcina nacional.

Es necesario entender que el proceso de mejora continua parte desde el dueño y atraviesa a todos sus colaboradores. Y que, para lograrla, es fundamental tener estabilidad y repetividad de los procesos.

Planificar y ejecutar son parte de proceso de mejora continua pero no nos olvidemos de la auditoría y la auto evaluación constante. Esto es la esencia de cualquier mejora.

Por: MV Eugenio Valette – PigStats.

.
Tags

Comentar
Para poder comentar este articulo primero debe Iniciar Sesión.
Comentarios (0)
Aún no han comentado este artículo.


Telepathic Soft Copyright © 2020 | Contacto : contacto@telepathicsoft.com.ar